Urracal

Pueblo semioculto al sur de la Sierra de las Estancias, en la comarca del Alto Almanzora que conserva una organización urbaní­stica tí­pica árabe por la forma escalonada de sus calles, retorcidas y empinadas, con casas encaladas y balcones de forja, dando la impresión de un conjunto apiñado y abigarrado en torno a la Iglesia de Santa Marí­a.

Historia

Villa situada al Sur de la Sierra de las Instancias. En cuanto a su historia, con la conquista cristiana a finales del siglo XV, se le dio el tí­tulo de Villa en el año 1504, por su adhesión incondicional a la causa de los Reyes Católicos. 

El siglo XX se caracteriza, como en tantos otros pueblos de la provincia, por la pérdida de población. A principios de siglo Urrácal contaba con 938 habitantes, en el 1952 con 710. Hoy dí­a se ha estabilizado. 

Al principio de siglo, época de esplendor económico para Urrácal, se cultivaba el olivo y el cereal, se obtení­a jabón blando de los excedentes y turbios aceites de las almazaras, y se compraba la tela de lino y cáñamo en crudo y se blanqueaba. En el 1925 contaba con dos imprentas "La Economí­a" y "La Exactitud". 

Todaví­a perdura la tradición de la Semana Santa del Judas, muñeco realizado con palos largos, que se revisten de trapos viejos y se rellena de cohetes, para ser quemado.

Gastronomía

La gastronomía representa la cultura de un pueblo. Está influenciada por el clima, la economía, los recursos naturales del lugar, las estaciones del año y las festividades religiosas.

En Urracal se puede degustar gran variedad de Embutidos (morcillas, chorizo, salchichón). Las sabrosasMigas de pan, el Cocido de morcilla, Arroz con conejo y la Tortilla de ajos.

Vídeo relacionado